Caprichoso Capricornio-Los Cuentos de (tú) cumpleaños P.4

cuarta parte de los microcuentos, microrelatos, esta parte tarodo un poco, pero aquí se las dejo para su disfrute. Comentarios, “likes” o si lo quieren compartir con el mundo, peuden hacerlo 😀 (no olviden al autor original que se quemo las pestañas en hacer esto :P)

¡Disfrutenlo!

Pasteles de cumpleaños, tortas, pasteles de muchos sabores, de muchos tipos y formas diferentes, algunos sencillos, en forma cuadrada o circular, los hay bajo en grasas, los hechos a mano, los que son fabricados por maquinaria… en fin, muchos tipos de pasteles para celebrar esta maravillosa ocasión que solo se da una vez al año.
Día de ser consentidos, mimados, de hacerles una fiesta con globos, payasos (opcional), una gran fiesta para celebrar un año mas de vida, sorpresas, regalos, mas sorpresas; en fin un día único (si, ya se que lo he mencionado varias veces ¡Y ¿Qué?! =P)

He estado viendo que regalarte para ese día, que cada hora, minuto, segundo se acerca muy lentamente, como si me quisieran dar tiempo para decidir sobre ello, el ver tú cara sonrojada, sorprendida, un vestido, alhajas, un libro que se que te encantan o tal vez una biblioteca, no lo sé, varias películas, una membrecía par aun club de películas para que las vayas a rentar cuando quieras, un viaje a la playa o a las montañas; muchas cosas se me ocurren para darte ese día.

Veo tu rostro con los ojos cerrados, tu cabello cubriendo un poco tu rostro por estar recostada en la cama, los respiros y suspiros que das me conmueven y hacen reír tímidamente, provocándome ternura, la pequeña cocker dormida a tu lado, haces lo mismo, la tranquilidad se muestra en tu ser, ninguna preocupación cruza por tu cabeza. Me sonrojo un poco al seguirte observando; todas las noches lo hago, recorro tu cuerpo con las yemas de mis dedos; el subir y bajar de tu vientre al respirar me provoca algo de sueño, tu boquita entreabierta mostrando un poco tus dientes.

Todo acallado, no hay luz prendida más que la de nuestra habitación, duermes tranquilamente, una sonrisa maliciosa ilumina mi cara; “la sorpresa que te espera”; pienso levantándome con cuidado de la cama para no despertarlas; mi sonrojado rostro no oculta mis intensiones y mi corazón late a mil por hora. Observo afuera, la oscuridad que puede enfriar hasta los huesos, salgo; un espía no hace tanto ruido como yo, pero bueno, adolorido y a ciegas camino al estudio (se imaginaran que me estrelle con todo lo que había en mi camino, desde muebles hasta juguetes de la pequeña); ejem…

Pasteles de todos tamaños, formas, colores y sabores, infinidad de ellos, dos, tres, cuatro, cinco pisos, más, carreteras, coches, personajes ficticios, infinidad, como infinitos son los sueños de las personas, infinidad como palabras, construcciones, como un largo camino, como infinito es el cielo, el universo; un universo de sueños demostrado en pequeño pastel para dos personas…

Cumpleaños, muchas experiencias que se viven a lo largo de un año, muchos días de alegría, tristeza, enojo, frustración, felicidad y disfrute al máximo; un infinito camino que tiene cubierta de crema pastelera de diferentes colores (blanca, café, amarilla, negra, roja); el pastel de elección diaria es uno que se quiera elegir, del sabor que más le agrade…